La leche, un alimento en boca de todos: Mitos y verdades

la-leche-alimento-boca-todos-mitos-verdades

(13/08/2018) El sector de productos lácteos, principalmente la Industria de la leche, se encuentra actualmente luchando contra las teorías que desaconsejan el consumo de este tipo de alimentos, pues se les atribuyen diversos problemas para la salud. La sociedad de la información extiende muchos de estos mitos sin base científica y en Sigma Biotech hemos querido desmentir las leyendas urbanas que hoy día giran en torno a la leche.

 

Mitos y leyendas urbanas

 

En los últimos años el consumo de leche en España ha descendido un 15%;  cada vez se encuentra más extendida la teoría de que la leche no es adecuada para el consumo en adultos, bajo premisas como “somos los únicos mamíferos que bebemos leche en la edad adulta”. Si bien es cierto, también podemos afirmar que “somos los únicos mamíferos con total dominio sobre su cadena alimenticia.”

 

En la actualidad ha aumentado el número de intolerantes a la lactosa; quizás siempre han existido los intolerantes pero gracias a la tecnología disponible y el número de pruebas de diagnóstico realizadas se detectan cada vez más casos. Muy importante no confundir alergia con intolerancia.

 

Por un lado, la alergia a la proteína de la leche de vaca es relativamente rara, puesto que los casos en adultos son escasos, siendo en niños y bebes sólo entre un 3%  y un 6% los que la presentan. Por otro lado, la intolerancia a la lactosa sí es más común. Se debe a que la enzima intestinal necesaria para degradar la lactosa es la lactasa y esta enzima, presente en nuestro organismo, disminuye cuando consumimos menos cantidad de lácteos, ya que se segrega en función de las necesidades de digerir la lactosa. Pero no todos los intolerantes a la lactosa lo son al mismo nivel, ya que en un extremo se encontrarían aquellas personas que no presentan la enzima y que deben consumir alimentos sin este azúcar; el resto pueden consumir alimentos bajos en lactosa, como el queso o el yogur, o incluso pequeñas cantidades de leche.

 

Otra creencia muy extendida es que las vacas son sometidas a tratamientos con antibióticos que pasan a la leche que bebemos. Es cierto que se utilizan antibióticos para combatir determinadas enfermedades que afectan al ganado vacuno, pero la ley es muy estricta, y todo producto lácteo destinado al consumo humano debe estar libre de antibióticos, por lo que todas las partidas de leche son sometidas a estrictos controles de calidad que deben pasar antes de llegar a las fábricas. Si se detecta cualquier rastro de antibióticos, esa partida de leche se desecha.

 

¿La leche produce mucosidad? Es otra de las preguntas frecuentes. No hay estudios científicos que respalden esta teoría, de hecho, en materia clínica no se encuentran síntomas diferentes en pacientes según si beben leche o no. Este mito puede deberse a la textura de la leche, ya que su cremosidad puede dar mayor sensación de mucosidad con respecto a otros productos. También se habla sobre el aumento del riesgo cardiovascular o que la leche y sus derivados pueden producir cáncer, pero la verdad es que no hay evidencias científicas con respecto a ello.

 

Beneficios del consumo de lácteos

 

Tras desmentir algunos de los rumores en torno a este alimento, hemos querido resaltar algunos beneficios y recomendaciones en cuanto al consumo de leche.

 

  1. Nos encontramos ante un alimento altamente nutritivo, rico en minerales y vitaminas esenciales, además de proteínas de alto valor biológico, otorgándole importantes propiedades nutricionales.

     

  2. Es un alimento muy rico en calcio. Un vaso de leche de vaca descremada aporta un tercio de la Dosis Diaria Recomendada (DDR) para un adulto. Además, el calcio de la leche es altamente biodisponible, lo cual significa que es absorbido por el organismo en mayor proporción.

     

  3. En relación con el apartado anterior, se ha relacionado el consumo de leche con una mayor densidad ósea, dándole, por tanto, un rol fundamental en la prevención y tratamiento de la osteoporosis.

     

  4. Por la presencia de aminoácidos esenciales, la leche ayuda a mejorar las defensas del organismo. Esto es debido a que los aminoácidos participan en la formación de tejido muscular, oseo y de glóbulos blancos. Por otro lado, también contiene triptófano, el aminoácido precursor de la serotonina, lo que le confiere propiedades relajantes y puede ayudar a dormir mejor.

     

  5. Finalmente, el hecho de estar compuesta mayoritariamente de agua le confiere a la leche un poder de hidratación superior al de muchos alimentos.

     

Como se puede observar la leche es una alimento de alto valor nutricional al que en ocasiones se le han atribuido una serie de características perjudiciales para la salud, aunque la mayoría sin base científica alguna.

 
 
 
 
mersin escort escort escort antalya

Necesita ayuda? Escriba aquí su email. Chat en directo

← Paso Anterior

Gracias por contactar con nosotros, nos podremos en contacto con usted, en la mayor brevedad posible. Gracias

Por favor provea un nombre válido, email y su pregunta.

Powered by LivelyChat
Powered by LivelyChat Borrar Historial